sábado, 1 de octubre de 2011

Ecologistas exigen frenar estadio de Monterrey


Las acciones de resistencia civil y ecológica iniciaron en Monterrey a fin de que se cese con el desmonte que la empresa regiomontana Fomento Empresarial S.A. de C.V. lleva a cabo en la zona ecológica La Pastora para construir el nuevo estadio del Club de Futbol Rayados.
La obra, que se ubica sobre la Avenida Pablo Livas, contará con una inversión de dos mil millones de pesos y tendrá una capacidad para 50 mil personas, se contempla que la construcción concluya en 2014.
El 23 de septiembre, la empresa Femsa inició el desmonte de cerca de cuatro hectáreas de la zona ecológica denominada La Pastora, al aducir que los permisos necesarios para iniciar la construcción por parte de la empresa inglesa HOK se podrían recibir a mediados del mes de octubre próximo.
Frente al inicio de las acciones de desmonte en la zona, el grupo Colectivo en Defensa de La Pastora; realizaron un plantón de casi 15 horas frente a las instalaciones del corporativo Femsa ubicado sobre la Avenida Universidad, al norponiente de la capital del estado.
Cerca de las 07:00 horas arribaron al lugar los integrantes del colectivo ecologista para protestar por las acciones de desmonte en la zona de La Pastora y aseguraron que permanecerán en el lugar hasta después de las 21:00 horas, momento en que concluyen las actividades laborales operativas y administrativas de la empresa cervecera más importante del país.
El inmueble con más de 100 años de historia fue mudo testigo de las mantas y pancartas que los ecologistas colocaron en sus calles y banquetas; en ellas se realiza un exhortó a los automovilistas que circulan por la zona para lograr se revoque la construcción del inmueble que contará con una longitud de 265 metros con 223 de ancho; una altura de 43 metros y una circunferencia de 800 metros.

De acuerdo con Alexandra Aguilar, vocera de los ecologistas; la construcción de este proyecto deportivo no sólo afectará el contorno ambiental de la zona, también ocasionará contaminación al preverse un estacionamiento para cinco mil 500 vehículos y aunado a ello, problemas respiratorios y de otras afectaciones a la salud de quienes residen en zonas aledañas.
El plantón es la primera de las acciones que se realizarán en diversos puntos de la ciudad y ante diversas instancias de gobierno a fin de que se dé marcha atrás en la construcción del nuevo estadio de fútbol de Monterrey.

No hay comentarios:

Publicar un comentario